Mercedes llega a Ginebra con el nuevo SL 63 AMG

La familia AMG de Mercedes-Benz crece con la llegada del nuevo SL 63 AMG 2012, el tercer descapotable deportivo de la gama que se une a sus ‘hermanos’ SLS AMG Roadster y al SLK 55 AMG. Como era de esperar, su presentación oficial al mundo se llevará a cabo en el Salón de Ginebra durante el próximo mes de marzo, aunque ya es posible conocer las cifras, datos e informaciones oficiales más destacadas de este nuevo cabrio, ya que la firma alemana las ha dado a conocer en el acto de presentación del vehículo de Fórmula Uno que les representará en esta competición. Para mantener unas prestaciones de lo más espectaculares, uno de los aspectos que más se debe tener en cuenta en la creación de modelos tan deportivos es el peso.

Es por eso que en el desarrollo de este SL AMG 63, Mercedes ha apostado por incorporar el aluminio a su carrocería, así como también otros materiales ligeros como la fibra de carbono. Con la incorporación, pues, de estos materiales, este superdeportivo reduce su masa en 125 kilogramos respecto al modelo anterior, quedándose en un total de 1.845 kilogramos. De este modo, además de ser un vehículo seguro y confortable, es también rígido. Estéticamente es posible apreciar un exterior de lo más aerodinámico y robusto a la vez, con una apariencia similar al resto de vehículos de la gama. Sea como fuere, es momento de hablar ya del bloque que se incorporará bajo su capó.

Y es que este SL 63 AMG 2012 montará el ya famoso propulsor gasolina biturbo 5.5 V8, cuya potencia aumenta hasta los 537 CV a 5.500 revoluciones por minuto y cuyo par motor asciende hasta los 81,57 mkg entre las 2.000 y las 4.500 revoluciones por minuto. Estos son los datos ‘de serie’, ya que si incorporamos el pack deportivo AMG podremos aumentar su fuerza bruta hasta los 564 CV y hasta 91,77 mkg el par motor. Con todo, irá asociado a una caja de cambios automática deportiva Speedshift de siete relaciones. Todo ello se traduce en una mezcla explosiva de prestaciones y deportividad, puesto que será posible alcanzar los 100 km/h desde parado en 4,3 segundos (que serían 4,2 segundos en caso de montar el susodicho pack AMG) y una velocidad punta limitada electrónicamente de 250 km/, que pasaría a ser de 300 km/h con el pack AMG y quitándole la limitación.

Sin embargo, las grandes prestaciones ya no riñen hoy en día con la eficiencia, puesto que es posible contar con buenos números en ambos apartados. Este SL 63 AMG 2012 mejora hasta en un 30 por ciento los registros por lo que a la eficiencia respecta, ya que la firma alemana asegura que su consumo medio de combustible pasará a ser de 14,1 litros por cada 100 kilómetros recorridos de su antecesor a 9,9 litros, mientras que las emisiones también se reducen drásticamente al pasar de 328 gramos de dióxido de carbono por kilómetro a 231 gramos por kilómetro. Con todo, es posible contar con un sistema de frenado de alto rendimiento con discos de material compuesto de 390 x 36 milímetros con pinzas de seis pistones en las ruedas delanteras y discos integrales de 360 x 26 milímetros en las traseras, mientras que la dirección paramétrica con regulación electromecánica será otra de las grandes novedades.

Sea como fuere, soñar es gratis, puesto que hacerse con este SL 63 AMG con su motor V8 biturbo cuesta 157.675 euros, aunque ese precio aumenta hasta los 189.270 euros en caso de elegir la variante exclusiva SLS 63 AMG Edition I, aunque todos estos números variarán en caso de incorporar el pack opcional AMG, cuya integración supondrá un desembolso de 4.280 euros más. Sin embargo, estos son los precios del mercado alemán, por lo que dentro de nuestras fronteras se verán ligeramente aumentados.

Febrero 23rd, 2012

Déjanos tu comentario.

Buscar


No dejes de visitar