Mercedes crea el motor V8 biturbo


El motor V8 biturbo de 571 CV es el último proyecto de la división de vehículos de altas prestaciones de Mercedes. Este próximo verano llegará al S63 AMG para hacerlo posteriormente a otros modelos de su gama. El nuevo V8, conocido internamente como M 157 tiene todos los avances en tecnología con inyección directa guiada de gasolina y dos turbocompresores, además de la caja de cambios de siete velocidades combinada con la función Start/Stop.

El nuevo S 63 AMG en el que hará su debut próximamente tendrá un consumo de 10,5 litros por cada 100 kilómetros según el ciclo mixto normalizado europeo, lo que supondrá un ahorro del 25% (3,9 litros menos con 46 CV más) sobre el actual modelo que se encuentra a la venta. AMG anunció en 2009 su ambicioso proyecto denominado “AMG Performance 2015” para cumplir el objetivo de la reducción de consumos y emisiones con la nueva combinación de motor y caja de cambio a la vez que no se renunciaba a ninguna prestación, principal activo de la dimisión.

Su motor AMG 6.3 aspirado tiene 6.208 cc y el nuevo motor AMG 5.5 biturbo 5.461 cc. En sus 40 años de vida es la primera vez que AMG hace uso de las ventajas de la inyección directa guiada de gasolina con inyectores piezoeléctricos que reduce el consumo de combustible gracias a su mayor eficiencia termodinámica. El motor AMG 5.5 V8 biturbo desarrolla una potencia de 544 Nm y par máximo de 800 Nm. Si está en combinación con el paquete opcional AMG Performance la potencia aumenta hasta los 571 CV y los 900 Nm de par.

Sus prestaciones son bestiales. Tiene una velocidad máxima de 250 kilómetros por hora (limitada electrónicamente) y una aceleración de 0 a 100 kilómetros por hora de 4,5 segundos. Si se combina con el paquete Performance, la aceleración de 0 a 100 kilómetros por hora baja a los 4,4 segundos y la velocidad máxima sube hasta los 300 kilómetros por hora (también limitada electrónicamente).

Vía | El Confidencial

Marzo 30th, 2010

Déjanos tu comentario.

Buscar


No dejes de visitar