Dodge Journey. Monovolumen ideal para viajeros

 

Precios del Dodge Journey

 

Desde los E.E.U.U llega uno de los monovolúmenes mejores y con más historia de nuestros  tiempos. Se trata de un Dodge aunque bien se hubiera podido llamar Chrysler.  Todos aquellos que hayáis tenido la oportunidad de cruzar el charco y visitar el país de la Nascar habréis visto que allí se comercializan todos y cada uno de los vehículos de las dos marcas mencionadas con un emblema o con el otro. Son prácticamente iguales y sólo se diferencian en que uno es el hermano “pobre”, Dodge, y el otro, Chrysler el “rico”. Y no es  porque sean mejores o peores sino por la oferta que tienen y hasta donde llegan en equipamiento.

 

En el caso del Dodge Journey se trata del Voyager de tamaño corto que no llegará a nuestras  fronteras. Viene con tres acabados distintos y con la posibilidad de llevar 5 o 7 plazas.  Esta última opción tiene la desventaja de que pierde el maletero casi por completo.

 

El Dodge es uno de los monovolúmenes más bonitos que hay ahora. Su línea agresiva y  deportiva lo alejan mucho del pasteloso monovolumen europeo tipo c4 Picasso y eso, al que no le convence la idea de un “people carrier” le hace más fácil su acercamiento. Tiene un buen morro con lo que parece más un state alto o todo terreno. Y la parte trasera desde luego no recuerda nada a un huevo, más bien recuerda a Cherokee.

 

Por dentro este coche impresiona. Es sencillo pero a la vez resulta de muchísimo diseño. Posee una consola central donde están todos los mandos,radio y climatizador. Todos los mandos están hechos a prueba de niños que trastean en el coche cuando no estamos. Es sencillo de entender y muy cómodo de manejar. El cambio queda situado en una consola entre los asientos de manera que no tendremos ni que levantar el codo para cambiar de marcha si es que no llevamos la versión automática, que recomendamos con fuerza.

 

Y partir de ahí ya no hay nada más. Se pueden poner todo tipo de extras, tipo DVD que no dudamos sea lo que, si tenemos hijos pequeños, deberíamos instalar sin pensarlos cueste lo que cueste.

 

Lo asientos traseros son capaces de plegarse de forma asimétrica 40/60 llegando a dejar el maletero plano gracias a que la versión con 7 plazas esconde, al estilo Zafira, los asientos en el suelo. El acceso a las plazas traseras es para gente ágil y menuda. Facilita el acceso el que los asientos centrales se desplacen longitudinalmente pero sigue siendo difícil. Una vez sentados la amplitud no es que sea demasiado grande pero permite ir a dos adultos, eso sí, a los 700km que le dura el depósito al fantástico motor Volkswagen, tendremos que ayudarles a salir por el entumecimiento o síndrome de la clase turista. Delante son comodísimos. Creemos sinceramente que pocos coches son tan cómodos. Y las plazas centrales merecen la misma opinión.

 

El motor, como decíamos, es un dos litros, de 1968cc , que desarrolla 140cv del grupo Volkswagen. Este motor es el mismo que montan Leones, Golf, A3, Passats y Skodas. Es de motor de consumo más que reducido, con 6,5 litros para las versiones manuales y 7 para las automáticas con un empuje desde abajo impresionante. Ya no sentiremos las patadas de potencia que se obtenían antes con el motor bomba sino que el common rail permite que todo se dosifique mucho más.

 

Las prestaciones además son impresionantes. Un coche de este tamaño se planta en el 0-100km/h En solo 10 segundos. Y alcanza la escalofriante cifra de los 186 km/h.

 

Como principales enemigos tiene al C4 Picasso o al Volkswagen Touran que con mecánicas similares pueden ganar al Journey en equipamiento pero no en precio.

 

Y es que el precio de este coche es ajustadísimo. La versión básica con aire acondicionado, esp y radio cd (más que suficiente) está solo en los 26.500 euros. Y en Autodescuento mucho menos.

 

En fin, todo un traga kilómetros que podrás disfrutar con la familia, por un precio más que bueno y con un motor conocido y fiable.

 

Departamento de análisis de www.autodescuento.com

 

Julio 30th, 2008

Déjanos tu comentario.

Buscar


No dejes de visitar